Yoga y masaje Thai: características comunesEstudiar el masaje Thai fue una experiencia inolvidable. Mi profesora, Nats,  además de abrirme las puertas de su casa -las practicas las hacíamos en su salón y con sus amigas como modelos- me enseño a cocinar algunos platos thais y a la vez a conocer y respetar otra cultura.

Yoga y masaje Thai tienen muchos puntos en común. De hecho, es llamado algunas veces yoga pasivo.

Me animé a estudiarlo porque pensé que saber tocar y leer el cuerpo de otra persona me ayudaría en mis clases de yoga para hacer correcciones a los alumnos. Incluso a veces incorporo la técnica de masaje en mis clases.

 

Yoga y masaje Thai: ofrenda
Ofrenda de agradecimiento después de certificarme como masajista Thai, junto a mi maestra Nats.

¿Qué es el masaje Thai?

  • No te lleves a error por las películas, el masaje se da y recibe completamente vestido con ropa cómoda aunque descalzo. Los thais son muy pudorosos. Además tienen códigos sociales como que la cabeza es sagrada y no se toca, mientras que los pies son impuros. Incluso es de mala educación apuntar con ellos a otra persona.
  • Consecuencia de lo anterior: no se aplica aceite.
  • Sólo necesitas extender en el suelo una esterilla o manta gruesa. Unos cojines siempre vienen bien a aquellos que tengan las articulaciones sensibles.
  • La técnica es una combinación de movimientos realizados con los dedos (pulgares), palma de las manos, codos, rodillas y pies más una serie de estiramientos que recuerdan algunas asanas de yoga.
  • Es un masaje energético. Se agrupa junto a otros masajes orientales como el Shiatsu o el Reiki donde la clave es la existencia de unos canales energéticos en el cuerpo, nadis, por los que viaja el prana y donde el masaje ayuda a liberar esos posibles bloqueos. El masaje thai trabaja el Qi o prana. Su objetivo es liberar los estancamientos en las líneas de energía. La idea es que la energía se mueva libremente. Básicamente la medicina oriental cree que cuando caes malo es porque tienes un atasco en las autopistas energéticas.
  • El masaje se realiza en cuatro posiciones: sobre espalda,  de lado, boca abajo  y sentado. Pueden parecer extrañas pero recuerdan a cómo juegan o se mueven los niños.
  • La duración es de 2 a 3 horas aunque la comercialización ha llevado a realizar sesiones de 1h.

Similitudes entre yoga y masaje Thai.

Partiendo de la premisa de que son conceptos distintos, el yoga se practica individualmente, necesitas conocimientos, entrenamiento, supervisión y experiencia, mientras que en el masaje Thai el receptor es pasivo e ignorante. Sin embargo, al practicar ambas he recaído en la existencia de varias similitudes.

Yoga y masaje Thai: salambasana1.Tienen el mismo origen, la India.

El fundador fue un médico ayurveda Shivago Komarpaj que trabajaba para una orden budista de monjes y monjas en la India, contemporáneo de Buda, viajó por toda Asia divulgando no sólo  sino el masaje Thai sino también sus conocimientos médicos. En aquel tiempo el propósito del masaje era facilitar las prácticas meditativas largas.

2. El dador recita el  mantra NAMO al empezar y terminar el masaje.

Si eres un seguidor del kundalini yoga los mantras son el pan de cada día. Si eres nuevo en yoga, ¿quién no ha oído hablar del mantra OM?

3. La espiritualidad.

Ambas disciplinas trabajan tanto en el plano físico como energético. El espíritu del masaje es la compasión, la paciencia y la consciencia del momento. ¿Te suena?

4. Popularidad.

Antes ambas terapias estaban confinadas en los templos y ahora se han  extendido de tal manera que muchas veces se han desvirtuado los principios en aras del beneficio empresarial.

5. La clave está en la respiración.

Yoga y masaje Thai: El masaje es una danza donde el dador mueve su cuerpo constantemente al ritmo de su respiración.  A medida que transcurre el masaje se crea un nexo de unión entre el receptor y el dador hasta llegar a acompasar ambas respiraciones. Cuanto más lentos son los movimientos más oxígeno llega a todos los tejidos y estos se hacen más flexibles. Además, el dador utiliza un punto de concentración durante el masaje drishti. Normalmente no se mira al receptor . Te concentras en el movimiento y en la respiración vinyasa. Algo muy parecido a lo que ocurrre en una sesión de yoga. Sin embargo, no se llega a la concentración que requiere una práctica consumada ni una meditación.

6. Se obtienen beneficios similares:

Relajación, reducción del estrés, aumento de energía, mejora el movimiento en las articulaciones, la circulación, el sistema endocrino, conecta la energía del cuerpo, de la mente y del espíritu, reduce el dolor y mantiene vivo al niño que todos llevamos dentro.

7. Uso de props.

Es por eso que algunos lo llaman yoga pasivo. Se usan almohadas y cojines para facilitar los movimientos. Se colocan bajo las rodillas o el estómago. La idea es ayudar a realizar los estiramientos sin que sufran las articulaciones.

8. Estiramientos sospechosamente comunes entre yoga y masaje Thai.

Echa un ojo a las fotos del post. ¿Eres capaz de imaginar a qué asanas se parecen las posturas?

¿Sabes a que asanas se parecen los estiramientos de las fotos? Si practicas yoga y conoces el masaje Thai cuéntanos tu experiencia. ¿Te gustaría saber dónde me he comprado los pantalones chulos de las fotos? Como siempre, muchas gracias por compartir si te ha gustado el post.

Paloma GuillénYogamantra Namo,masaje energético,masaje Thai,yoga y masaje ThaiEstudiar el masaje Thai fue una experiencia inolvidable. Mi profesora, Nats,  además de abrirme las puertas de su casa -las practicas las hacíamos en su salón y con sus amigas como modelos- me enseño a cocinar algunos platos thais y a la vez a conocer y respetar otra cultura. Yoga...Inspiración. Movimiento. Transformación.